La acción guarimbera solo puede detenerla la clase obrera y el pueblo revolucionario organizados, asumiendo su propia defensa…

Dani Rius, Miembro del Comité Ejecutivo de la Corriente Socialista Revolucionaria, 21/02/2014, http://csr-eltopoobrero.org/?p=4524

 

 

Condenamos las acciones violentas ocurridas en el país y que han sido impulsadas por un sector de la MUD, y que como principal rostro visible muestra a Leopoldo López entre otros dirigentes, para tratar de crear condiciones que le permita  presentarse como opción ante una radicalización de la confrontación social. Hoy no tienen la fuerza para dar un golpe de Estado, pero indudablemente  la opción está dentro de las salidas que a futuro los centros de poder pueden utilizar en función de salvaguardar sus intereses.

La MUD, que en su mayoría ha acordado lo que llamamos “un Nuevo Pacto de Punto Fijo” con el gobierno,  tiene dentro de sí, a ese sector que se siente inconforme con los acuerdos llegados por la plana mayor dela MUD con el gobierno y utilizando a una minoría de capas medias –sobre todo estudiantes- expone  a sectores del pueblo venezolano  a una violencia desmedida de carácter fascitoide  con varios muertos (asesinados) y una desmejora de su calidad de vida mediante la paralización del transporte a las horas críticas de volver al trabajo, paralizando el transporte de alimentos y bienes, sembrando zozobra e incertidumbre por medio de una violencia abierta o solapada de carácter semifascista, ante la mirada del Gobierno de Maduro, que  por los acuerdos que tiene con su oposición burguesa, no se atreve a garantizar  el control sobre los que están “incendiando” zonas importantes del País.

Las Fuerzas revolucionarias, las organizaciones obreras y populares, las organizaciones clasistas, las realmente democráticas y las socialistas, debemos denunciar que detrás de estos dirigentes con discursos solapadamente golpistas,  no hay ninguna propuesta para solucionar los problemas del pueblo; ellos son los mismos que se colocan  en contra del pueblo cuando impulsa una huelga obrera por sus reivindicaciones, son los mismos que impulsan el desabastecimiento y la usura y toda clase de políticas antiobreras y antipopulares. Cuando  se ataca los intereses de los empresarios, la conducta de este sector golpista junto al resto dela MUD y del propio gobierno, salen abiertamente a defender a los amos del capital nacional y transnacional, como lo hacen público en cada ocasión que se les presenta; Todos estos están en contra de los beneficios del pueblo, a favor de la entrega de nuestros recursos a potencias extranjeras, a favor de la privatización, y en contra de cualquier forma de organización popular.

Llamamos a la  clase trabajadora a rechazar desde sus organizaciones  las manipulaciones  de esa dirección con discurso claramente golpista, que tienen intereses contrarios al de todos los explotados y oprimidos.  Ellos, los radicales liderizados por Leopoldo López y María Corina, –  se  montan de forma oportunista en consignas populares para manipular el accionar del pueblo.   La crisis que vive el país también es culpa de ellos  -como parte de la burguesía-, puesto que no solo son actores y cómplices en mantener el sistema capitalista en pie y en procurar que se mantenga este sistema de explotación, donde unos pocos se quedan con el dinero de todos, es que ellos son genuinos hijos de la burguesía, es su origen de clase.   A su vez también el gobierno de Maduro es responsable de la crisis económica que está sufriendo el país, pues a pesar de su discurso en el que aparenta defender intereses obreros y populares, hoy  se presenta en una clara alianza con sectores de la burguesía venezolana al tomar medidas como la devaluación progresiva y continua del bolívar, medida que ha sido alabada por el capital financiero internacional y nacional, imponiendo la firma de contratos colectivos muy por debajo del índice inflacionario como el de los educadores y los petroleros. Es que el gobierno de Maduro también representa los intereses del capital y  es por esto que no toma medidas que combatan la crisis -sino que al contrario- fortalece y defiende los grandes empresario  entregándole nuestros recursos a las grandes empresas chinas y norteamericanas, francesas, iraníes, brasileñas….

El gobierno con sus órganos represivos  se ha lanzado contra las protestas sindicales en Guayana, en Aragua, entre otros. Esa Guardia Nacional, las diferentes policías y el ejército durante todos estos años ha servido para golpear las luchas del pueblo, como lo vivieron los trabajadores de Mitsubishi, los trabajadores de SOUTO, los trabajadores de SIDOR, los indígenas en la sierra de Perijá, los campesinos de Yaracuy, los trabajadores de Transporte Camila, por nombrar algunos, pero ese mismo Gobierno que manda a reprimir acciones sindicales, hoy no ha utilizado  su fuerza para garantizar  -guardando respeto al derecho humano y a la vida- el libre tránsito y calidad de vida a los trabajadores y comunidades enteras, pues tendría que golpear a quienes son su ala derecha, pero Pro-burguesa al fin y al cabo.

Es la clase obrera organizada, las comunidades junto a sus organizaciones, las que tienen que discutir desde ya, como asumir su defensa ante los ataques de los guarimberos que violentan nuestra calidad de vida y asesinan o son el factor motivacional para que asesinen a estudiantes, trabajadores y pueblo de aquí y de allá, dentro de nuestras fronteras.  Los explotados y oprimidos, tenemos que colocarnos en la calle –una vez más-, para hacer retroceder a estos grupos que amenazan los Simoncitos, los CDI,  queman unidades vehiculares del gobierno y sobre todo del propio pueblo; amenazan personas por tener piel oscura o por simplemente acercárseles a pedirles que dejen pasar determinado vehículo,  asaltan edificaciones gubernamentales y locales políticos, y otros,   acciones estas, que no tienen nada que ver con protestas justas contra los males que nos provoca la imposición de los planes económicos dictados por los monopolios.

 Invitamos al pueblo organizado, a las asociaciones o concejos Comunales, a sindicatos y organizaciones de masas, a las centrales sindicales, a desarrollar sus propias estructura de defensa para defenderse ante las bandas fascistoides de la derecha similares a las que operaron el 14-A. Con las organizaciones obreras y populares, con las comunidades organizadas debemos salir a controlar las vías , ¡lo que no quiere hacer la G.N.B  o las Policías!,  bajo la consigna de  ¡Salgamos a poner orden ante los guarimberos!,  tomando en cuenta que hasta ahora, el gobierno mismo ha sido “complaciente” con las acciones de estos grupos fascistas permitiendo que los muertos sean el resultado de este juego macabro dela MUD y el gobierno y que a pesar que la correlación de fuerzas es favorable al Presidente Maduro, éste no ha querido llamar a los “colectivos” para que como otras veces, salgan a responder a estas agresiones guarimberas con discurso golpista, y es que le tiene terror a que sea el pueblo revolucionario el que asuma el control de la vida en la ciudad.

Ya una vez, en octubre del año pasado las comunidades salieron –muy a pesar del gobierno- a defender los CDI cuando comenzaron a agredirlos e incluso quemarlos; ya las comunidades salieron a enfrentar a los golpistas el 11-A y el Sabotaje con el Paro Petrolero del 2D;  Y ¡HAN HECHO RETROCEDER A LAS BANDAS FASCISTAS!,   ES QUE ¡SOLO LA CLASE OBRERA SALVA A LA CLASE!.

Hoy, los trabajadores y el pueblo, necesitamos asumir nuestra propia defensa, al tiempo que desarrollemos la lucha  contra la imposición de los planes económicos antiobreros y antipopulares del gobierno de turno  que ha pactado con la MUD para cerrarnos las vías de la lucha justa.

Free Homepage Translation